Bienvenido al curso 2016-17

Ya pasaron las vacaciones y llega de nuevo el curso. No te voy a decir que es lo mejor que te ha pasado en tu vida, para nada, pero tampoco quiero dejar pasar la oportunidad de darte la bienvenida al nuevo curso escolar y comentarte algunas cosillas. Olvida tus malas experiencias pasadas, no te obsesiones con que lo que te fue mal en el pasado puede salir mal de nuevo. Es tiempo de empezar con energía, con mentalidad positiva, sin miedos, con ilusión. Todo está por construir.
Si hay que tener algo antes de empezar es, sobre todo, ilusión. Ilusión por reencontrarte con amigos, por aprender nuevas cosas, por tener nuevas experiencias, por ser un año más mayor. ¡Eso es genial!

Ahora volvemos a la rutina del curso, así que es necesario volver a retomar ciertos hábitos que habremos perdido con las vacaciones.

TUS ESTUDIOS SON TU TRABAJO

Así es, no hay excusas. Tu deber es estudiar más y mejor. En el trabajo, como hacen tus padres, hay que “ser serios” y cumplir con las obligaciones. Tú también tienes que cumplir con ellas.

Para ello debes:

  • Organizarte desde el primer día. Sé que cuesta pero luego el tiempo pasa volando y cuando quieres reaccionar ya es tarde.
  • Usar tu agenda para copiar el horario de clases y los profesores; también la hora de atención a padres que tiene el tutor para que lo sepan en casa.
  • Trabajar en tu casa en un lugar cómodo y tranquilo, sin ruidos, donde puedas hacer las tareas y repasar sin que nadie te moleste ni te interrumpa.
  • Estar atento en clase a las explicaciones, sin molestar a profesores y compañero.
  • Tomar apuntes. Escribir lo que se escriba en la pizarra, lo que escuches interesante, lo que quieras recordar… ¡mejor escribir que escuchar, es más fácil aprender haciendo las dos cosas! Si eres de los que dibujan, mejor que mejor, porque con los dibujos resulta aún más fácil.
  • Si tienes materias pendientes o tienes que recuperar algún cate de la primera evaluación, debes adelantar todo el trabajo que puedas en estos primeros días del trimestre -cuando hay menos tareas- no dejándolo para el final.
  • Usa la agenda diariamente para anotar deberes, exámenes, proyectos… te ayudará a visualizar cuánto tienes que estudiar.

HAZ UN PLAN DE ESTUDIOS Y TRABAJA TODOS LOS DÍAS

Dedica cada tarde dos horas a las tareas y el repaso. Incluye en tu plan de trabajo diario:

  • Las TAREAS “INMEDIATAS”: las que tienes que hacer para mañana o pasado.
  • Las TAREAS a “MEDIO PLAZO”: trabajos y tareas que tienes que hacer para dentro de unos días o unas semanas. Aprovecha esos días en los que no tienes tareas más urgentes para dar un empujón a estas “tareas a medio plazo”.
  • REPASO: trata de repasar cada tarde al menos un par de materias para llevarlas así todas al día.
  • ESTUDIO-PREPARACIÓN de EXÁMENES: si te queda algo de tiempo, dedícate a estudiar y a preparar los exámenes que tendrás más adelante.

PARA RENDIR… HAY QUE CUIDARSE

¿Quién ha dicho que estudiar sea fácil? Estudiar es un trabajo duro para el que también hay que “estar en forma”. No se puede venir cansado y con sueño a clase, ni atender y estudiar si no se tienen hábitos de vida saludable. Para ello:

  • Desayuna de manera suficiente antes de venir al instituto. Incluye fruta, algún lácteo y energía en forma de hidratos (cereales, pan tostado…).
  • No te acuestes tarde. Duerme lo necesario. Echa un vistazo a estas recomendaciones sobre cómo mejorar la calidad del SUEÑO. Si no duermes, estarás fundido en el instituto.
  • Controla las horas que dedicas al móvil, Internet, la consola o la televisión: no te pases. Deja el Whatsapp o el Snapchat tranquilos.
  • No estudies (ni te acuestes) con el móvil conectado. Sólo te va a distraer.
  • Deja el móvil en tu casa al venir al instituto o déjalo a buen recaudo en clase.
  • Práctica algún deporte semanalmente.
  • Trata de llevar una vida saludable, sin fumar ni consumir alcohol.
  • Los fines de semana trata de reservar un rato para estudios y tareas: si te organizas hay tiempo para todo.

3 opiniones en “Bienvenido al curso 2016-17”

    1. Ciertamente, estar premiado por compañeros de profesión es algo que me enorgullece muchísimo. Hay muchas horas detrás de este blog, mucha alma y trabajo, así que no puedo sentirme más satisfecho. Muchas gracias, de corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *